Mientras, me rio contigo

Si es para bien o para mal la vida ya me lo dejará saber, y la intuición también, pero a esa no la quiero escuchar
porque se une con la razón y me duermen el corazón
dejando flotar un supuesto “es por tu bien”.
Y joder, que no quiero velar por mi bien,
quiero un mal amor y sacarlo de su error,
de ese mito de que es mejor esconder bajo las pieles el amor
porque si no te come vivo.
Y eso quiero, que me comas pero a besos.
Eso quiero, comerte a pasión,
y llorar si es necesario cuando ese adiós que me grita la intuición “va a llegar”,
llegue, pero mientras, me rio contigo.

Patéticamente Hermosa

Claro q tengo miedo, no veo por qué no tenerlo,
si cuando me besaron
me dejaron tirada en el suelo
pensando en su abrazo
y lo peor, querer que me abrazara de nuevo.
Pensando en su cuerpo,
en sus ojos embusteros en los que aún creo.

Y no sabes que duro fue reponerme
después de tantas lágrimas de encierro,
de tanto reír sin querer hacerlo.
No sabes lo frágil que me vi y que patética,
porque así es la vida cuando te enamoras,
patéticamente hermosa,
patéticamente hermosa.